Me llamo mucha la atención una publicación sobre los colores de la economía, para enriquecer las miradas de la economía naranja, economía digital y economía colaborativa que hemos tratado en otros blogs.

La economía del conocimiento y la economía verde deben estar siempre en cada una de estas economías tanto por la sociedad del conocimiento  que estamos viviendo como por la prioridad en los temas ambientales y los objetivos de desarrollo sostenible.

Están entonces la economía azul asociada al cuidado del medio ambiente, la economía roja relacionada con el consumismo, la economía amarilla enfocada en productos de ciencia y tecnología, la economía negra relacionada a los negocios ilegales, la economía gris que están ocultas ante el estado para no pagar impuestos.x

Otra es la economía plateada relacionada con la tercera edad y todos los productos y servicios requeridos por esta población en el mundo, más allá de la economía los colores también marcarían temas de inclusión y equidad, con toda seguridad para las economías que no sean ilegales o nefastas para la humanidad.

El mundo requiere frente a estas movilizaciones sociales masivas que se están dando en diversos países, romper los esquemas de poder del sistema económico hegemónico que ha enriquecido a una pequeña parte de la población por la distribución equitativa de la riqueza, por un ejercicio político transparente y para el bien común, por un cambio como el propuesto por los actuales nobel de economía “determinación de las leyes que rigen la distribución como problema primordial de la economía política”.

Hacia la superación del capitalismo como lo plantea el economista Thomas Piketty proponiendo “sustituir los acuerdos de libre circulación de capitales para distribuir el poder en las empresas entre accionistas y asalariados”.

Fuente de la Imagen: Bernardo Toloza / Archivo EL TIEMPO

Comentarios recientes

Archivos

Categorías